Luis Miguel Larriba
Luis Miguel Larriba

¿Qué es una subvención y qué requisitos he de cumplir para acceder a ella?


Las subvenciones son una buena forma para los autónomos y pequeños empresarios de conseguir un impulso en tu negocio.   Aunque ser autónomo implica costes tales como IVA, cotizaciones sociales, IRPF, etc. también permite acceder a las subvenciones que, el Estado, las Comunidades Autónomas y los municipios, ofertan para los empresarios individuales. En épocas de bonanza económica, las administraciones se muestran generosas y otorgan múltiples subvenciones a diferentes colectivos, pero en otras épocas como la actual, en la que el dinero público está limitado y muy controlado, también existen subvenciones y ayudas que se crean con la finalidad de incentivar la economía y con ello ayudar a que los emprendedores se lancen al mercado y a que empresas que pasan por malos momentos puedan subsistir, creando y manteniendo empleo. te_ayuda_a_gestionar_tu_negocio

¿Qué es una subvención?

Una característica de las subvenciones, que nos sirve para definirlas, pues es la característica diferenciadora que tienen, es que se trata de un dinero que se entrega a una determinada persona, física o jurídica, con unas determinadas condiciones y que no ha de devolverse a quien la entrega. Es decir, la subvención, frente a otro tipo de ayudas o préstamos como los préstamos ICO o la financiación de ciertas actividades, no tiene que devolverse, sino que se entrega a fondo perdido. Como recoge la definición realizada, la subvención se entrega con unas condiciones concretas, es decir, por cumplir con unos requisitos que pueden ser exigibles de forma previa para entregarla o de forma posterior a le entrega, combinándose ambas cosas en multitud de ocasiones. Por ejemplo, puede existir una subvención para autónomos con más de 15 empleados contratados que presten servicios en el sector de la charcutería, en cuyo caso las condiciones se establecen previamente, como vía de acceso a la subvención, al igual que pueden existir subvenciones para que se informaticen los sistemas de facturación de las empresas, en las cuales la condición es que el dinero que se entrega ha de emplearse en la informatización de los sistemas de facturación, siendo por ello unos requisitos o condiciones a posteriori. De igual manera, puede existir una combinación de ambas, lo que suele ser muy frecuente, en las cuales y siguiendo con los ejemplos anteriores, se convoca una subvención para autónomos con más de 15 empleados contratados que presten servicios en el sector de la charcutería con la finalidad de que se informaticen los sistemas de facturación que emplea en su actividad empresarial.  

¿Una subvención tiene que ser pública o puede ser también privada?

Sin perjuicio de que dependiendo de si la subvención tiene origen en dinero público o en dinero privado pueda denominarse de un modo u otro, la realidad práctica, y sin entrar en la denominación, existen subvenciones tanto de entidades públicas (Ministerios, Ayuntamientos, Institutos Oficiales, etc.) como de entidades privadas (Fundaciones, Asociaciones, Empresas privadas, etc.).

¿Dónde se regulan las subvenciones?

Las subvenciones, cuando se publican o convocan, suelen tener unas bases o condiciones que suelen publicarse en la web de la entidad que las convoca, además de en los boletines oficiales correspondientes (BOE, Boletín de la Comunidad Autónoma, etc.) cuando el convocante es una entidad pública. Independientemente de todo esto, y para el caso de las subvenciones públicas, existe una normativa general que regula la base de toda subvención y a la que debemos acudir en el caso de que en el supuesto concreto de la subvención que estamos revisando no especifique algún detalle y la entidad convocante no aclare dicho aspecto: la Ley 38/2003, de 17 de noviembre, General de Subvenciones.  

¿Quién gestiona las subvenciones?

Las subvenciones públicas para emprendedores o autónomos en España suele ser convocadas y gestionadas por las Comunidades Autónomas, sin perjuicio de la existencia de otro tipo de subvenciones a nivel estatal que puedan ser convocadas por el Estado o de beneficios o bonificaciones por ejemplo en las tasas públicas o en determinados impuestos locales que el propio Ayuntamiento, por sí mismo o a través de la Consejería correspondiente, convoca, gestiona y controla.     La crisis económica ha provocado que las subvenciones para pequeños empresarios y autónomos sean en algunas zonas menos frecuentes frente a otras que consideran que las mismas son una forma de fomentar la recuperación económica y convocan ayudas al emprendimiento de manera frecuente.

¡Anímate y consulta en tu Comunidad Autónoma a qué subvenciones puedes acceder!

te_ayuda_a_gestionar_tu_negocio

This post is also available in: Spanish

0 ComentariosEsta publicación no tiene comentarios.
Dejar un comentario

Comentario enviado correctamente y pendiente de comprobación.

No se ha podido enviar correctamente el comentario.

Campos incompletos