María Alcaraz

Base liquidable: ¿Qué es?


Base liquidable, base imponible… Al fin y al cabo, bases reguladoras sobre las cuales se aplican tasas por parte de la Administración. Hay que tenerlas bien claras y en nuestro horizonte de gestión de la contabilidad y fiscalidad de nuestra empresa. Hoy nos dedicaremos a conocer en profundidad la base liquidable.

¿Qué es la base liquidable?

Para poder entender la base liquidable antes es imprescindible conocer la base imponible. Esta, la base imponible, es la que en el artículo 55 de la Ley General Tributaria se define como “la cifra líquida sobre la cual se aplican las tasas pertinentes para efectuar el cálculo de aquello que debe abonarse por concepto de un impuesto, tributo o gravamen”.

Y a partir de esta podemos estipular que la base liquidable es ese elemento tributario resultante de haber aplicado sobre la base imponible las determinadas reducciones que ya están establecidas en la Ley regulatoria de cada tributo.

Es decir, para poder aplicar la base liquidable debe haber previamente una base imponible establecida y calculada a partir de nuestras cifras líquidas de impuestos, tributos o gravamen.

Un ejemplo claro es esas cuotas de afiliación a determinadas asociaciones o los planes de pensiones que repercutirán como reducciones en el IRPF de la Renta y serían reducciones de la base imponible.

Objetivo de las reducciones que llevan a la base liquidable

Para que exista base liquidable debe haber, como hemos comentado, determinadas deducciones.

Las deducciones aplicables a la base imponible y que afectan a la base liquidable tienen como objetivo hacerlo más fácil para el sujeto que tiene que hacer, de forma obligada, un pago en formato tributo.

Cuando se aplican se le reconoce al usuario una capacidad económica menor que la establecida por esos tributos y que se mejora gracias a las deducciones aplicadas.

Diferencias entre deducciones y reducciones

Para poder avanzar y entender bien los pormenores de la base liquidable es importante conocer las diferencias entre deducciones y reducciones. Estos son dos términos que usamos de forma indistinta a veces pero que en realidad determinan aspectos diferentes.

Una reducción es la cantidad que disminuye, de forma directa, la base imponible. Pueden ser los gastos relacionados con ingresos por ejemplo.

Por el contrario, una deducción es el concepto en sí mismo que disminuye la cuota tributaria por lo que una vez que hemos obtenido la base liquidable habrá una serie de beneficios fiscales como los que todos conocemos por maternidad o donaciones.

El cálculo de la base liquidable

Lo siguiente que debemos conocer es cómo aplicar y ejecutar el cálculo de la base liquidable que es lo que nos ocupa.

Ten presente porque las vas a necesitar las reducciones que debes aplicar según tu caso y lo que especifica la Ley reguladora de cada tributo. Sin este tributo no habrá reducción que aplicar y entonces, tanto base imponible como liquidable serán exactamente iguales.

Con esas reducciones ya puedes realizar el cálculo de la base liquidable a partir de tu base imponible.

Cuando tengas la base imponible (por ejemplo, 100 €), divídela entre 1,21 (21% de iva). El resultado, 82,64 € será el importe neto que se va a obtener por esa transacción.

Base liquidable del ahorro en la Declaración de la Renta

Un punto a tener muy en cuenta es la base liquidable en el ahorro de la Declaración de la Renta.

Se conseguirá como resultado de disminuir la base imponible del ahorro en el remanente si este existe (por pensiones compensatorias, aportaciones a partidos, federaciones, etc). Eso sí, no podrá resultar negativa después de aplicar la disminución porque no sería efectiva.

Ahora ya sabes qué es la base liquidable y la imponible. Como se relacionan entre ellas y cómo trabajarlas. Para que todo esté siempre más que bien calculado, hazte con billage y no tendrás quebraderos de cabeza en las gestiones fiscales. ¡Pruébalo ahora gratis!

0 comentarios No hay comentarios.
Dejar un comentario

Comentario enviado correctamente y pendiente de comprobación.

No se ha podido enviar correctamente el comentario.

Campos incompletos