« Volver al glosario

Fondos propios


En la categoría de fondos propios se incluye el patrimonio aportado a la empresa de dos formas distintas:

  • Contribuciones económicas efectuadas por los propietarios o propietarios o socios de la empresa: tales contribuciones incluyen tanto las aportaciones iniciales para poner en marcha la empresa como otras contribuciones realizadas en momentos posteriores.
  • Beneficios empresariales retenidos como reserva: al finalizar un ejercicio económico, la empresa puede retener parte (o incluso el total) de los beneficios como reserva económica a disponibilidad de la empresa, o bien puede optar por repartir dichos beneficios entre sus accionistas (realizando así un pago de dividendo).