Las 4 grandes excusas que lastran nuestra productividad

17 Diciembre 14

"Excusitis": Dícese de la enfermedad que consiste en dar excusas de lo más diversas para no hacer algo o eludir responsabilidades. Sus efectos secundarios son aún peor: el fracaso y la desmoralización. Y lo peor de todo es que es sumamente contagiosa. En el ámbito empresarial, las excusas que lastran nuestra productividad se repiten una y otra vez. David Schwartz describe muy bien la “excusitis” en su libro “La Magia de Pensar en Grande”. En él explica que hay 4 síntomas claros de esta enfermedad. Pero no temas, para todos existe un remedio. 1. La culpa es de la mala salud. ¿Realmente estás tan malo que no puedes hacer tu trabajo? 2. Yo no soy capaz de … ¡Dicen que hasta el 95% de los trabajadores lo ha sufrido! Creer en uno mismo puede suponer la diferencia entre alcanzar el éxito o quedarse en el camino. Para evitar que nos vuelva a ocurrir hay que reciclarse y aprender continuamente. 3. Echar la culpa a la edad. Vale que en tu empresa hay compañeros muchos más jóvenes y mejor preparados que tú. ¿Pero tienen la misma experiencia? 4. ¡Pero mi caso es distinto! Si te pones a mirar, seguro que tus compañeros han pasado por alguna situación parecida a la tuya. Deja la autocompasión y agarra el toro por los cuernos.

Las quejas disminuyen la productividad

Todos y cada uno de estos síntomas son las principales excusas que lastran nuestra productividad. Pero hay muchas más. Estas son algunas de las más comunes:

  • La culpa es de mi jefe, que no se sabe explicar. Sea verdad o no debemos tener claro que las quejas nos alejan de nuestro objetivo.
  • No estoy lo suficientemente preparado. ¿Has probado a hacer algún curso?
  • Subestimarnos a nosotros mismos nos resta confianza. Y si subestimamos a los demás, estamos lastrando su propia productividad.
  • No gano lo suficiente. Si eres el jefe, una solución para que tus empleados no piensen esto es recompensar a los más productivos.
  • Tengo mala suerte. Siempre se ha dicho que de los errores se aprende. Hay una frase de Bill Gates que aquí cobra especial relevancia: “Está bien celebrar el éxito, pero es más importante prestar atención a las lecciones del fracaso”.

Ya sabes, si quieres alcanzar el éxito no pongas excusas. Márcate una meta y céntrate en alcanzarla.   Gestiona tus proyectos y tareas con billage

4 comentarios
  • La aromaterapia aumenta la productividad, y las ventas
    La aromaterapia aumenta la productividad, y las ventas 12:20:34, 29 Diciembre 2014
    Responder Autor
    […] El limón (ayuda a concentrarse), la lavanda (ayuda a reducir el estrés y la tensión), el jazmín (aporta una inyección de energía), el romero (combate el cansancio y mejora la memoria), la canela (mejora la concentración) o la menta (estimula la concentración) son algunos de los aromas recomendados para aumentar la productividad. […]
  • ¿Existen cursos online gratuitos para emprendedores? - Blog
    ¿Existen cursos online gratuitos para emprendedores? - Blog 11:08:46, 23 Enero 2015
    Responder Autor
    […] trabajador debe reciclarse para poder ser más productivo en su trabajo. Este hecho cobra aún más relevancia en el caso de los emprendedores y autónomos. […]
  • ¿Se puede medir la productividad? - Blog
    ¿Se puede medir la productividad? - Blog 10:47:45, 14 Mayo 2015
    Responder Autor
    […] No poner excusas que lastren nuestra productividad […]
  • 10 recomendaciones para alcanzar el éxito
    10 recomendaciones para alcanzar el éxito 12:08:07, 14 Mayo 2015
    Responder Autor
    […] debemos tener en cuenta la importancia que tienen nuestros clientes. De ellos dependerá nuestro éxito o fracaso, así que hay que cuidarlos y prestarles toda la atención que […]
Dejar un comentario

Comentario enviado correctamente y pendiente de comprobación.

No se ha podido enviar correctamente el comentario.

Campos incompletos