Olvida el excel para facturar en tu negocio

24 Abril 18

¡Se acabaron los excels! ¡Fuera los excels para facturar! Primero porque son tediosos, liosos y sobre todo porque son una fuente inagotable de errores y tu contabilidad y fiscalidad se merece algo mejor. Tu tranquilidad financiera pasa en gran medida por llevar una contabilidad al dedillo y que todo funcione correctamente y eso, gestionando los ingresos y gastos y de ahí tus impuestos en excels, es muy difícil que ocurra. Si tienes una empresa, eres autónomo o similar y llevas tu contabilidad y facturación en Excel, estás no sólo dedicando a ello muchas más horas de las que deberías sino que estamos convencidos que cometerás (porque es lo normal) muchos errores en cantidades y actualizaciones que luego a ver quién las detecta antes de presentar los impuestos y quién se pone a corregirlas con el consiguiente gasto de tiempo.

¿Por qué debes dejar de lado el Excel para facturar?

Porque como decíamos anteriormente, el Excel tiene ante todo (para la facturación de tu negocio), inconvenientes:

  • Errores: es una fuente de errores porque a la que te equivoques entre un punto y/o una coma en una cantidad, ya no saldrán bien las fórmulas y los resultados bailan como una sevillana en plena feria.
  • Actualización y acceso: un Excel es un documento que estará en un ordenador o con suerte, lo tendrás compartido con tu equipo (quizás en dropbox o en drive) pero al que hay que cuidar como si fuese un tesoro cada vez que guardes una nueva actualización de datos. Porque si está en tu ordenador, sólo tú tendrás acceso (y qué ocurre si tu empresa crece y la persona de contabilidad necesita un acceso y guardáis cosas por separado, ¡lío de versiones) y si está en una plataforma en la que varios tenéis acceso, puede ocurrir justo esto, que ambos estéis modificando al mismo tiempo, no se actualice bien… ¡Caos absoluto!
  • Seguridad: ¿imaginas que de repente tu ordenador se borre, tenga un accidente o salga ardiendo? ¡Sí! Estos son extremos pero que se rompa, es muy viable y si tu Excel preciado de contabilidad está en tu ordenador y no hay otra copia y se rompe, el Excel desaparecerá de tu vida y ahora, a ver qué haces. Es una auténtica insensatez tener esto así.

¡Tres motivos! Tenemos muchos más pero es que con estos tres creemos que es suficiente para que se te quiten las ganas de seguir llevando la contabilidad y facturación de tu empresa en un Excel de los de toda la vida.

Para ser buenos, sabemos que es algo que al principio, cuando se empieza, es lo más socorrido porque todos conocemos bien su funcionamiento pero si ya llevas un tiempo con la gestión de tu negocio, es algo que debes cambiar desde ya para llevar un orden y sobre todo, tener más agilidad en la gestión de tu facturación. De hecho, si vas a empezar con tu actividad y tu negocio, ¿qué mejor que hacerlo bien desde el principio?

Alternativas honrosas a facturar con Excel

Haberlas… ¡Las hay! Como dicen de las brujas pero en esta ocasión, en lo de soluciones para facturar, no solo es un dicho sino que además, se puede demostrar que hay alternativas, se pueden utilizar y comprobar sus resultados y lo mucho que te va a cambiar la vida en el día a día de tu negocio.

Nosotros, como no podía ser de otra manera, apostamos por billage. ¿Por qué? Porque además de ser una herramienta muy pensada para llevar la facturación de tu negocio (ya seas una empresa o también como autónomo), en la misma plataforma puedes gestionar toda tu actividad desde la comercial, la gestión de proyectos, tareas, clientes, proveedores y por supuesto, la facturación. Solucionas, en un único lugar, todo lo que tienes que llevar actualizado día a día en tu negocio, con accesos a tu equipo según tu equipo (asignando roles) y con una única cuota y además, con acceso permanente desde cualquier plataforma (ordenador, Tablet, móvil) y sin tener que instalar nada.

Pero centrándonos en lo que nos ocupa, hablemos sobre la facturación que es lo que nos interesa hoy. Si ya vienes trabajando con Excels para la facturación – contabilidad de tu empresa y ahora te cambias a billage, ¿qué beneficios vas a encontrar con el cambio?

  • Seguridad: sin que tengas que preocuparte en absoluto, vas a ganar en tranquilidad gracias a la seguridad que te aporta tener tu facturación en una plataforma online porque aunque pienses que no tienes el control y que se puede borrar, en billage hacemos varias copias de seguridad diaria en diferentes servidores lo que garantiza que siempre, hay una copia disponible ocurra lo que ocurra.
  • Accesibilidad: desde cualquier lugar, en todo momento, tendrás acceso a tu facturación en tiempo real. Podrás crear facturas y enviarlas, sumar y registrar gastos a tu contabilidad y conocer el estado real de tu cuenta financiera siempre. Además no sólo podrás verlo tú (o sí, según tú elijas) porque puedes asignar roles para que otras personas, incluido tu gestor, tenga opción de acceso cuando necesiten.
  • Facilidad y agilidad: se acabó estar horas y horas actualizando tu facturación. Con billage, una vez que introduces en tu CRM los datos del cliente, ya tienes todo disponible para realizar una factura, para emitirla y enviarla, para incluir gastos… Todo con los datos siempre disponibles y actualizados.
  • Analítica: porque un Excel sólo te da los datos que tú introduzcas y con billage podrás tener acceso siempre a interesantes cuadros y análisis de estado de tus balances, tus ingresos, gastos… Algo súper útil para hacerte una idea global de cómo está tu negocio y poder tomar decisiones.
  • Unificación de criterios: gracias a las plantillas disponibles de billage y también a la tuya propia que puedes subir a la plataforma, todas tus facturas (así como presupuestos o cualquier documento) estará siempre igual que el resto. Guardarán todos una coherencia de diseño e imagen corporativa.

Así que ya no hay más excusas. Es el momento perfecto para dejar de facturar con Excels tediosos y súper incómodos. Si aún no tienes billage, pruébalo gratis durante 14 días, ya no podrás vivir sin él.

0 comentarios No hay comentarios.
Dejar un comentario

Comentario enviado correctamente y pendiente de comprobación.

No se ha podido enviar correctamente el comentario.

Campos incompletos